¿Sabes cómo tener tu hogar seguro en verano?

Los meses de verano son sinónimo de vacaciones, sol y mucho ocio, pero también puede suponer la llegada del momento propicio para los robos en nuestros hogares, que quedan totalmente a merced de los intereses de los ladrones mientras que nosotros disfrutamos de nuestro merecido descanso. De esta manera, y además de tu respectivo Seguro de Hogar que tenga la cobertura de robo, también puedes poner en práctica una serie de sencillos consejos que te ayuden a evitar que el final de las vacaciones se convierta en un suplicio.

Como evitar robos en casaEs fundamental que los ladrones tengan poquísima información sobre si estamos o no en casa, o el tiempo que estaremos fuera de ella. Por ello, lo primero a tener en cuenta es cerrar correctamente TODAS las puertas y ventanas de nuestro hogar (con las persianas sin bajar totalmente), además de no anunciar abiertamente que empiezan las vacaciones durante un periodo de tiempo indeterminado. Mucho cuidado con las redes sociales: a veces son un lugar en el que sin darnos cuenta proporcionamos información valiosa que puede ayudar a los ladrones a planificar un robo de película.

Comprueba la cochera (si hay acceso a tu vivienda desde ella) y que queda cerrada después de tu marcha. Destierra (si alguna vez lo has pensado) la vieja costumbre de dejar una llave de “urgencia” bajo tu felpudo o en una maceta cercana: ¡ni se te ocurra correr ese riesgo! Tampoco debes dejar ningún objeto a la vista de los vecinos que puedan pasar cerca de tu casa, e intenta esconder lo máximo posible tus objetos de valor dentro de ella.
img como evitar los robos en viviendas en verano 20596 origEn el caso de que vayas a dejar tu vivienda durante unas cuantas semanas, intenta que algún familiar o vecino pueda echar un vistazo cada cierto tiempo y que también guarde el correo de tu buzón: tenerlo abarrotado de cartas es una de las señales que pueden indicar que la vivienda está deshabitada en esos momentos. En el caso de que dispongas de un sistema de alarma, actívala una vez hayas comprobado que se encuentra todo correctamente cerrado.

Todos estos consejos, sumados a las coberturas que te proporcione tu Seguro de Hogar, te aseguran que podrás disfrutar sin ningún tipo de preocupación (y sin que a la vuelta puedas llevarte el susto del año) de tus merecidos días de vacaciones.